inmobiliaria industrial 15 de Abril de 2020

La Inmobiliaria industrial como asesor

Aunque una inmobiliaria industrial se dedica tanto a la venta como al alquiler de naves industriales, no demasiadas empresas pueden permitirse la inversión que supone el desembolso que supone adquirir en propiedad este tipo de inmueble.Así pues, la modalidad más habitual es la del alquiler

El alquiler permite una mayor flexibilidad a las empresas sin gran músculo económico, pero elegir la nave que se adecúe perfectamente a las necesidades de una empresa en particular sigue siendo una decisión delicada de tomar.

Aspectos como la ubicación de la nave son fundamentales. La ubicación debe ser adecuada a nivel de logística, pero como es lógico, cuanto más cercana sea a los grandes centros urbanos máss caro resultará el alquiler.

Por eso lo más común es que muchas empresas se instalen en polígonos industriales sityuados a distancias cortas de grandes ciudades. Un centro que se instale a 30 o 40 km de una gran capital puede cubrir sus necesidades logísticas de forma satisfactoria sin por ello tener que pagar precios exorbitados en concepto de renta.

Pero además de la ubicación son muchos otros factores los que hay que poner en la balanza antes de decidirse por una nave. Dependiendo de su actividad necesitará que disponga o no de oficinas, zonas de maniobra para vehículos pesados o para carga y descarga, cámaras frigoríficas, etc.

Todos estos detalles que pueden no ser valorados en su justa medida marcan la diferencia entre una decisión acertada y una errónea, de ahí que recurrir a los servicios de una inmobiliaria industrial ayuda a minimizar enormemente el margen de error. Como profesionales inmobiliarios especializados, son los más indicados para proporcionar el mejor asesoramiento en la compra o alquiler de naves industriales.